El parking de empleados de Renton está lleno...de B737 MAX

Hace hoy, exactamente 12 días, Boeing vació uno de los parkings de empleados de la factoría de Renton para guardar los B737 MAX que porducía la fábrica.

Menos de dos semanas después de iniciar ese almacenamiento casi a la desesperada, el parking habilitado ya está lleno también y en el aeropuerto de Renton no cabe ya ni un sólo avión. Tampoco caben ya en lo aeropuertos de Seattle - Paine Field ni en la plataforma de aviones activos de Victorville. Así que Boeing lleva algunos días mandado los B737 MAX a San Antonio, Texas. Aunque este último tampoco es un aeropuerto muy grande y seguramente pronto haya que enviarlos a otro aeropuerto.

La FAA ya tiene la actualización final y los nuevos procedimientos, tanto de vuelo como de entrenamiento, para volar el Boeing B737 MAX. La comisión de expertos internacionales formada por expertos de varias agencias aeronáuticas de todo el mundo ya ha empezado su trabajo, un trabajo que podría durar hasta 90 días. Si todo va bien y si el Boeing B737MAX vuelve a recibir la certificación del software del MCAS y el permiso de aeronavegabilidad, las primeras unidades de la familia MAX podrían volver a volar a finales de julio o principios de agosto, ya que ahora solamente pueden realizar vuelos de prueba y certificación de las unidades que se construyan, pero no pueden volarlo las aerolíneas ni para entrenamiento ni para realizar vuelos comerciales. 

Desde el inicio de la crisis del MAX, el pasado mes de marzo, Boeing ha producido ya 130 unidades del B737 MAX que no ha podido entregar y que se han acumulado en los diferentes aeropuertos. 

Autoría de las fotos: A Pilot's View


Comentarios