La CE aprueba el rescate de Alemania a Condor

El pasado 23 de septiembre quebraba Thomas Cook el grupo turístico más antiguo del mundo, que databa de 1845. Si bien es cierto que la quiebra financiera ha afectado sólo a la parte británica del grupo, algunas de sus ramas en otros países han conseguido salvarse no con pocas dificultades. 

Una de las más afectadas ha sido la aerolínea alemana perteneciente al grupo Thomas Cook: Condor. Tras la quiebra del grupo, la aerolínea alemana se quedó sin una importante carga de trabajo, perdiendo una de sus principales fuentes de ingresos así como varios clientes y rutas turísticas, sobre todo al Caribe. 

Para paliar esta situación, el gobierno alemán propuso el 25 de septiembre una ayuda de 380 millones de euros a corto plazo para asegurar la subsistencia de la aerolínea. Una vez aprobada dicha ayuda en el parlamento alemán, la solicitud pasó a manos de la Comisión Europea que, por fin, ha dictaminado que no infringe los términos de libre mercado y de ayudas y subsidios si cumple con dos condiciones:

- La primera de ellas es que la aerolínea tiene que justificar la falta de liquidez semana a semana y podrá únicamente acceder al préstamo correspondiente para ese periodo una vez haya acabado con la liquidez propia. 
- La segunda condición es que el plazo máximo del préstamo no puede exceder los 6 meses, tras los cuales el importe total ha de ser devuelto al banco kfW, mediante el cual ha sido concedido el préstamo. 

Si la aerolínea no cumple con estas condiciones será obligada a una reestructuración general para asegurar su viabilidad a largo plazo. 

Comentarios