Nuevo problema en Rolls-Royce: las piezas de los Trent 1000 se retrasan aún más

A finales de septiembre os decíamos en este artículo que Rolls-Royce había anunciado un nuevo retraso en las reparaciones de los motores de los B787 equipados con estos motores. Ahora, llegan más malas noticias del fabricante británico. 

Rolls-Royce ya ha empezado a suministrar los nuevos álabes del motor rectificados para los motores del paquete B y C, pero aún no ha empezado a fabricar los componentes de los Trent 1000 TEN. En total, más de 330 aviones B787 de los 900 fabricados hasta la fecha presentan problemas de corrosión temprana en sus álabes, lo que ha obligado a dejar muchas unidades en tierra y a cancelar innumerables vuelos.

Air New Zealand, la última aerolínea afectada por este problema, ha comunicado que ha tenido que dejar en tierra más de 14000 personas y a cancelar 80 vuelos internacionales por estos problemas. El constructor de motores británicos se ha puesto en contacto con la compañía para darle malas noticias, los nuevos álabes estarán disponibles a partir de la segunda mitad de 2021, más de un año después de lo previsto inicialmente. 

Mientras tanto las aerolíneas tendrán que seguir dejando algunas unidades en tierra e intentar sustituir los aviones parados mediante leasing de otras aeronaves para suplir las bajas. Por su parte Rolls-Royce parece estar cada día más sobrepasado por la situación dado que desde el inicio de los problemas no ha presentado ningún otro motor y se ha retirado de la oferta para motorizar el nuevo B797.

Comentarios